Estadio online | ES | EUS
Menu

El ejercicio y la diabetes tipo 2

El ejercicio y la diabetes tipo 2
El ejercicio de alta intensidad puede ayudar a prevenir la diabetes tipo 2. Un artículo publicado en la revista The Physician and Sports Medicine ha analizado la literatura científica actual acerca del ejercicio de alta intensidad...

Para la prevención de la diabetes tipo 2, se recomienda realizar actividad física y cuidar la dieta. La Asociación Americana de Diabetes (ADA) recomienda que las personas que tienen prediabetes realicen al menos 150 minutos semanales de ejercicio moderado y que pierdan al menos un 7 % de su peso corporal total, con el fin de prevenir la progresión hacia una diabetes tipo 2. Sin embargo, las personas que padecen prediabetes suelen tener problemas para seguir un programa de ejercicios, y como principal obstáculo se menciona la «falta de tiempo para hacer ejercicio». Un artículo publicado en la revista The Physician and Sports Medicine ha analizado la literatura científica actual acerca del ejercicio de alta intensidad y la prevención de la diabetes.

Según el artículo, varios estudios han encontrado que el ejercicio de alta intensidad mejora el control del músculo esquelético y la aptitud cardiorrespiratoria en un nivel comparable o superior a un ejercicio moderado o de baja intensidad. El ejercicio de alta intensidad puede proporcionar en menos tiempo un gasto de energía similar a las modalidades de ejercicio de intensidad moderada y baja. Así, pues, si bien los adultos prediabéticos pueden obtener beneficios de los paseos y otros ejercicios de intensidad moderada, el ejercicio de alta intensidad puede proporcionarles beneficios similares de una manera más eficiente en cuanto al tiempo invertido.

Muchos gimnasios ofrecen una amplia variedad de equipamiento y de clases de ejercicio —desde el yoga hasta el cross training— a fin de ofrecer opciones para hacer ejercicio a cualquier nivel de intensidad.

Fuente: Rynders CA1, Weltman A. Hight intensity exercise training for ther prevention of typo 2 diabete mellitus. Phys Sportsmed, 2014 Feb; 42 (1) 7-14.

Descárgate el artículo completo.