Estadio online | ES | EUS
Menu

Juan Barrachina: "Apuestas trucadas en el casino del deporte"

Juan Barrachina|
Ética y Deporte
Juan Barrachina, licenciado en ciencias económicas y empresariales y MBA, director general de Unibet, fundador y vicepresidente de ADEAPI -Asociación Española de Apostadores por Internet y socio accionista del Valencia C.F. pasó por el Aula Estadio Aretoa para hablar del sector de las apuestas deportivas online, en plena regulación en España, y los supuestos casos de fraude por amaño de resultados.

Las apuestas online desembarcaron en España en el año 2003 y, en menos de 7 años, sus empresas han invertido más de 200 millones de € en patrocinios deportivos y anuncios en todos los canales de comunicación disponibles y más de 400.000 españoles apostaron durante el año 2010 principalmente en fútbol, tenis y baloncesto.

En cuanto a los posibles amaños de partidos, según Juan, "las apuestas online son una tentación para bandas sin escrúpulos dispuestas a alterar los resultados de los acontecimientos deportivos. Se conocen casos, como los del tenista Davidenko o el árbitro alemán Hoyfer, pero que se dan en mercados no regulados –Asia o países del Este-, no transparentes, con ligas o rondas menores… Es my difícil que ocurra en grandes eventos.

Las primeras víctimas de estos casos somos las empresas que no sabemos si un partido está amañado y estamos obligados a pagar, pero también lo es el espectáculo y quienes apuestan de buena fe.” Pero también lo es el deporte, al que se le abre otra vía de pérdida de credibilidad
Juan explicó cómo las empresas de juego online colaboran con distintas asociaciones deportivas para evitar los intentos de fraude y qué herramientas y casuística utilizan para detectar comportamientos irregulares: “tenemos firmados acuerdos con las principales instituciones deportivas para informar de situaciones sospechosas y todos tenemos equipos que trabajan las 24 horas del día tratando de detectar algún fraude, no sólo en el fútbol.

Además es necesaria la educación a los deportistas, legislación adecuada, transparencia y códigos de conduzca de las empresas”